‘La obra maestra’ de José Carlos M. Valero

‘Cuando nadie me ve’, la banda sonora de la honestidad
6 julio, 2020
El renacer de la risa en San Antonio
13 julio, 2020

José Carlos Martínez Valero se presenta en nuestro PuntoDGiro. Graduado en Derecho y Periodismo en la Universidad CEU Cardenal Herrera nos cuenta que, desde muy joven, la pasión por la lectura le llevó a escribir varias novelas de género fantástico.

He tenido la oportunidad de compartir una fructífera charla con él, en la que me ha dado a conocer ‘La obra maestra’, la primera novela de una tetralogía que lleva creando desde hace más de diez años y que nos introduce en una historia de misterio, acción y romance, de la mano de un villano llamado Alastor y una familia apellidada Oródea.

-En la primera pregunta que le hago al joven escritor, quiero que me cuente cómo es dar a luz una historia. Así que soy directa y le pregunto sobre la construcción de esta novela.

Construyo de manera muy personal porque cada uno tiene su táctica. En mi caso, me apetecía escribir sobre un secuestro y a partir de ahí construí toda la trama alrededor de la trama principal que era ese secuestro. En el caso de la ‘La obra maestra’, se me ha ido un poco de las manos y se ha acabado convirtiendo en una saga de cuatro libros en la que el secuestro ya no es la trama principal de la historia, algo que sí iba a serlo porque era la idea principal.

Ha sido una construcción rara porque partía de una idea que ahora es otra completamente distinta. Cuando escribo una novela lo estructuro todo en un Word por capítulos, apuntando detalles, diálogos que tienes que reflejar en el capítulo. Teniéndolo todo estructurado es más sencillo que la historia cobre sentido.  La obra maestra es un puzzle con muchas piezas que hay que dejar preparadas para colocar y poco a poco encajar

La obra maestra es un puzzle con muchas piezas que hay que dejar preparadas para colocar y poco a poco encajar.

-‘La obra maestra’ es la primera de otros relatos que le siguen y, como gran fanática de la novela negra, me interesa mucho el por qué de ese misterio que compone esta tetralogía de José Carlos. ¿Por qué misterio, política, amor, relaciones familiares…?

Siempre he querido escribir algo de misterio porque es el género que más me gusta. Me encanta la novela negra, la intriga…

Es verdad que la saga no es una saga de novela negra como tal porque no trata sobre policías, asesino y crimen. Hay crímenes y trama policíaca en consonancia con el resto, pero la saga no es novela negra. Yo me complico mucho la vida y peco de ambición, voy más allá y voy creando una bola que cada vez se hace más grande, se hace enorme. También me gusta mucho la novela histórica y la romántica y eso, junto a mi pasión por las series de misterio en las que encontramos siempre trama romántica y acción, es lo que ha influido para que la saga esté compuesta por muchos géneros distintos. 

-Cada escritor tiene su manera de inspirarse. Hay quien lo hace paseando, observando, escuchando música, y hay quien coge ideas o tiene esa “llamada” a la acción al ver una serie o al leer un libro. Parece que ese es el caso de nuestro entrevistado. ¿Qué te inspira a la hora de escribir?

Muchas series. Me ha inspirado mucho ‘Succession’ por sus tramas familiares, Juego de tronos’ por el desarrollo de los personajes y su psicología, sobre todo en las primeras temporadas. Es fantástico ver la evolución personal de sus personajes. Quise dejar claro al escribir ‘La obra maestra’ que todo lo que ocurriese fuera creíble a pesar de ser muy espectacular o surrealista.

La primera novela es una introducción a toda la historia, es una presentación de personajes que parten desde un punto y desde ahí, conforme van sucediendo los hechos, los personajes van creándose poco a poco, mostrando todas sus caras y profundizando en todo lo que piensan, sienten, a lo que aspiran. Me han inspirado muchas cosas porque como llevo tantos años en construcción de la saga he podido ver y leer mucho. Libros, no hay ninguno en concreto. Creo que la novela tiene mucho de mi entorno, muchos detalles de mí, guiños personales.

Quise dejar claro al escribir ‘La obra maestra’ que todo lo que ocurriese fuera creíble a pesar de ser muy espectacular o surrealista.

-Toda novela y toda historia tiene mucho trabajo detrás. Los grandes escritores y los noveles no consiguen hacer una gran trama en unas semanas o en unos meses. Detrás de cada página hay una investigación y un estudio de años. Escribir no es coser y cantar, y si no, que se lo digan a José Carlos M. Valero, que lleva inmerso en una idea más de diez años. ¿Cuándo nace la idea de crear ‘La obra maestra’? 

Nació hace casi 11 años. Yo ya había escrito otras novelas de género fantástico porque empecé a meterme en el mundo de la literatura a través de ese género gracias a Harry Potter. Cuando escribía fantasía siempre metía tramas amorosas o de misterio y esto acababa en una montaña. Decidí cambiar de género y escribir una novela de intriga partiendo en la idea del secuestro. Ideé una trama de personajes importantes e influyentes en la sociedad española.

En ese momento no partía de cero porque dio la casualidad que poco antes de empezar con la novela, en una asignatura de bachillerato, me encargaron un trabajo creativo. Creé una historia, escribí un primer capítulo y creé a la familia Oródea, la familia protagonista de la saga. Lo dejé todo apuntado y pensé que era una buena idea para crear un libro. En ese momento no pensé en qué más se podía convertir y rescaté a esa familia cuando quise escribir la novela de intriga. Todo lo que había programado para ellos lo aproveché y lo metí dentro de la historia de ‘La obra maestra’. Lo que escribí en bachillerato es el pasado de lo que le ocurrió a la familia protagonista y lo que desemboca en el secuestro que transcurre en el presente.

-Si algo me llama la atención de esta novela es el título y no dudo en preguntarle. ¿Por qué titulas la historia como ‘La obra maestra’?

Porque el personaje principal, Alastor, el villano, que es antagonista y protagonista a la vez, tiene la trama a su alrededor, todo gira en torno a él. Él mueve los hilos.

No puedo desvelar mucho por qué tiene ese título pero hay una serie de tramas que le dan el significado. Alastor siempre está planeando algo junto a un grupo terrorista que nace nuevo y que nadie conoce pero que atenta Valencia y a partir de ahí, y más hechos, se da a conocer que este villano tiene en mente una obra maestra que tiene que ejecutar.  El título viene sobre todo de ese concepto que él siempre repite y no explica. 

-Quien se dedica a la escritura o a la comunicación pasa muchas horas de su vida delante de la pantalla del ordenador y escribiendo borradores en papel. A ver cuántas horas dedica este novel escritor.

Muchísimas. Al día unas tres horas. Ahora estoy muy metido en la escritura y siempre que me lo permiten mis horarios le dedico unas tres horas por la mañana en una cafetería a la que voy a desayunar o tres horas por la tarde, depende del día.

Estoy inmerso en la segunda parte de la saga que tengo prácticamente terminada. En todos estos años he sufrido muchos altibajos y hasta que me puse en serio a escribir la primera novela que terminé el año pasado pasó mucho tiempo. Han sido diez años de planear, hacer una cronología, pensar, escribir un día tres líneas, otro un capítulo, estar dos semanas sin escribir, todo ha venido cogido de la mano de mi evolución personal. Hace diez años no estaba preparado para escribir una saga de este calibre y con la cabida que se espera que tenga un buen libro. Hace diez años yo no tenía conocimientos suficientes para escribir una novela.

-Soy de pensar que todo escritor refleja algún problema personal, característica o vivencia en su historia o personajes. Creo que es imposible no volcar tus éxitos, frustraciones o  gustos en lo que creas y parece que esta idea se cumple en nuestro entrevistado. ¿Algún personaje tiene algo de tí? 

Yo diría que todos. Todos tienen algo de mí, aunque sean detalles insignificantes. Hay muchos guiños a mis gustos. Por ejemplo, Héctor Aguilar odia el libro de Madamme Bovarie como yo y Sara Oródea es una apasionada de Sevilla, también como yo. Hay muchos detalles de ese estilo reflejados en muchos personajes, y me hace gracia releerlo y ver parte de mi vida que he ido colando en la historia y creo además que de forma inconsciente. 

-Leer, escribir y aprender de otras novelas son la asignatura preferida de los escritores. De los libros se bebe y gracias a ello se aprende a escribir. Cualquier persona tiene en su librería una novela que le ha enseñado y que le ha regalado billetes a otras ciudades y mundos. Pregunto ahora cuál es la mejor novela que ha leído José Carlos y qué significa para él la lectura y la escritura.

Pregunta complicada. El nombre del viento’ de Patrick Rothfuss me parece una de las mejores novelas de fantasía que se han escrito. Ahora mismo estoy leyendo Patria’ de Fernando Aramburu y aunque no tiene nada que ver con la novela negra o policíaca me está pareciendo una obra maestra y nunca mejor dicho. Para escribir algo así hay que tener una mano ejecutora impresionante. Tiene una trama y una calidad literaria tremenda. Fernando tiene una forma de desarrollar y hacerte sentir lo que sienten los personajes de una manera espectacular. Respecto a novela negra me quedo con la saga de Carmen Mola y su inspectora Elena Blanco.  

Leer y escribir, si no lo significan todo, diría que casi todo. Lo que soy o todo lo que soy se lo debo a la lectura porque gracias a ella se me han abierto muchas puertas que sin ella no estarían abiertas. He conocido muchos mundos y realidades que yo desconocía y me han abierto los ojos. Gracias a ella me he vuelto una persona inquieta con ganas de saber más, porque parece que sabemos de todo y en realidad no sabemos de nada. La lectura me ha despertado y a partir de ahí he dado comienzo a un desarrollo en la escritura. Escribir es pasión por expresarse y crear historias con todo lo que tengo en la cabeza.

Escribir es pasión por expresarse y crear historias con todo lo que tengo en la cabeza.

 

-Una vez tienes la novela escrita seguro que surgen muchas dudas. Cómo la doy a conocer, se venderá, triunfará, etc. Incertidumbre que no se consigue responder si no te mueves. ¿Cómo vendes la novela? ¿Cómo se llega a una editorial?

Contacto con la editorial de la saga porque veo un anuncio en las Redes Sociales en el que piden manuscritos. Una vez terminé la novela envié el manuscrito a multitud de editoriales, buscando anuncios, llamando a números y a Atlantis le gustó el manuscrito, pasó el filtro, aceptaron publicarlo y firmé el contrato. El libro iba a presentarse en abril en el Palacio de Colomina pero debido a toda esta situación con el COVID-19 se paralizó.

Ahora mismo tengo a mi disposición ejemplares de preventa para cualquiera que lo quiera comprar, así los puedo vender antes de hacer el acto de presentación oficial. Hasta que no se haga la presentación el libro no se dará de alta y no estará disponible de manera oficial. En el momento en que sepa la fecha lo anunciaré en las RRSS y podrá estar disponible en librerías y plataformas online. Si alguien quiere el ejemplar me puede escribir por mis redes sociales y yo se lo mando encantado. Estáis más que invitadas a la presentación de la novela.

-Este libro también te ha sacado la vena más solidaria, ¿estás colaborando con una asociación, verdad? 

Sí. Una amiga me comentó que había una asociación en Albacete (@artesolidarioalbacete) que estaba realizando subastas de obras de nuevos artistas y el dinero recaudado en dicha subasta iba destinado a un banco de alimentos para las víctimas del Covid-19. Me propusieron donar mi obra y lo hice porque me parece una forma muy bonita de ayudar a todas esas personas que han padecido tanto estas circunstancias. Se puja dejando un comentario en la publicación y quien puje con la cifra más alta se llevará el libro.

-Hablamos también de recomendaciones y consejos para los escritores noveles ¿Qué le dirías a alguien que está inmerso en la preparación de una novela? 

Que lea mucho y que siga leyendo porque es lo más importante. Cuando escribes parece que lo sabes todo y no es así, porque no tienes el control y el poder de lo que estás escribiendo. Yo escribo, leo y sigo evolucionando. Hay que leer de todo, no solo el género que más te gusta. Ya, como consejo, diría que antes de empezar a escribir hay que organizarse. Cada escritor lo hace de una manera pero yo necesito tener un documento con la explicación de todos los personajes y otro con tramas, escenarios, cronología, etc. El orden es muy importante a la hora de partir desde cero. 

-Para rematar la entrevista le pregunto por sus futuras novelas ¿Hay vida más allá de ‘La obra maestra’? ¿Más novelas en mente? 

Sí, tengo muchas historias pendientes, futuros proyectos que vendrán. Tengo un par de novelas negras, puras novelas negras, y otra de corte romántico sobre una idea que siempre me ha perseguido. Un reencuentro escolar en el que una serie de personajes con la vida hecha, que después de treinta años de un romance, eso se les vuelve a presentar y no pueden evitar seguir sintiendo lo que sentían. Tengo interés por hacer una novela negra ambientada en Sevilla porque es una ciudad que me encanta. Ahora mismo, hasta que no “vomite” ‘La obra maestra’ entera no me podré centrar en otra cosa. 

Ahora mismo, hasta que no “vomite” ‘La obra maestra’ entera no me podré centrar en otra cosa. 

No sé vosotros, pero yo tengo muchas ganas de acudir a esa presentación, tener en mi librería el trabajo de José Carlos y poder haceros una reseña de su obra. Para qué vayáis abriendo boca os dejo aquí la sinopsis de “La obra maestra’:

Valencia, 20 de diciembre de 2018. Un nuevo grupo terrorista desata el caos en la capital del Turia. 

Madrid, 23 de diciembre de 2018. Un psicópata sin escrúpulos secuestra a seis personajes ilustres de la sociedad española para saciar su deseo de venganza. Mientras tanto, la tregua entre los Oródea y los Castro, dos de las familias de empresarios más importantes de Europa, está a punto de saltar por los aires. Brutales atentados terroristas. Una quimera científica. Corrupción empresarial y política. Una historia de amor. Una venganza. Una maquiavélica obra maestra con fines salvíficos y divinos. Piezas dispuestas en un tablero sobre el que se derramará la sangre en la noche de fin de año… Y el curso de la historia de España cambiará para siempre. 

#puntoDgiroA2Voces

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *